(Fuente: Correo) El derrame de petróleo ocurrido en Ventanilla el pasado 15 de enero “marcará la historia de la crisis ambiental en el Perú y América Latina”, afirma un equipo de investigadores expertos en biología marina y ciencias ambientales de la Universidad Peruana Cayetano Heredia, la Universidad Científica del Sur (UCSUR) y del Centro Interdisciplinario de Ciencias Marinas (México).

Los científicos Alexander Pérez, de la Universidad Peruana Cayetano Heredia; Héctor Aponte, de la UCSUR; y Josymar Torrejón-Magallanes, del Centro Interdisciplinario de Ciencias Marinas (México), catalogan al evento como un derrame de gran magnitud, por lo que tendrá serias consecuencias no solo en los ecosistemas marinos, sino también en los costeros.

“Algunos humedales costeros como los de Ventanilla, Santa Rosa y Paraíso se encuentran íntimamente ligados al ecosistema marino”, afirman.
Con un vertido de este tipo, la “superficie, costa, columna de agua, atmósfera y fondo marino: todos los compartimentos y sus especies pueden verse afectados durante un derrame de petróleo”, explican.

derrame

Un llamado a la reflexión

Los expertos advierten que “la fase de limpieza podría demorar varios meses, mientras que muchos de los efectos secundarios y crónicos del derrame podrían durar decenas de años”.

“Este lamentable evento debe servir para la reflexión de nuestras autoridades y de las empresas que se dedican a la industria del petróleo. ¿Estamos haciendo lo suficiente para proteger nuestros ecosistemas de estos desastres? ¿Se está invirtiendo todo lo posible en prevención, planificación y fiscalización? No hay duda de que este derrame marcará la historia de la crisis ambiental en el Perú y América Latina”, instan los autores.

“Esperamos que sea el punto de inflexión que genere mayor conciencia y, asimismo, planes de gestión, estrategias de mitigación y sanciones para las empresas que actúen de forma irresponsable”, añaden.